Quantcast
El tiempo en: Marbella
Miércoles 29/06/2022  

Jerez

Fernando Jiménez dirigirá la Fiesta de la Bulería Joven

El bailaor jerezano ha sido asignado como cabeza de cartel y director artístico del espectáculo que abre la LV Fiesta de la Bulería, el 18 de agosto

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Fernando Jiménez, a la derecha, durante su participación en un espectáculo flamenco de la Fiesta de la Bulería.

La primera edición que vivió el cambio de formato de la popular Fiesta de la Bulería fue la correspondiente al año 2016, cuando el certamen cumplía su cuarenta y nueve cumpleaños, y el guitarrista Pepe del Morao tuvo el honor, la responsabilidad y el acierto de poner sobre el escenario de la Alameda Vieja a una representación amplia y válida de la juventud flamenca o de artistas incipientes de la ciudad. Cierto es que el público no respondió en masas, pero ahí quedan esas grabaciones y esos instantes de difícil olvido para quieneslo presenciaron como el dúo conformado por Enrique Remache o Estefanía Zarzana, fundidos en una zambra, o el fin de fiesta por bulerías en el que todos participaban a modo de fiesta familiar. “¡Esto no se va a perder nunca!”, exclamaron algunos.

Ese año el formato sufría un cambio consistente ya que no se celebraría el encuentro en una sola noche, como fue norma desde que la Cátedra de Flamencología lo creara en 1967. Era la tónica general y extendida en esos años aunque sí que, desde hace una década aproximadamente, las largas veladas en las plazas popularesde cualquier noche de verano han pasado a convertirse en un ciclo de varios días a los que añadir programas formativos, exposiciones o espectáculos más a la orden del día.

Si Pepe salía con palmas por bulerías de esa primera noche de septiembre, a la siguiente fueron artistas de pueblos vecinos los que llegaron para dejar la impronta de las casas cantaoras de Mairena, Lebrija y Utrera, siendo el sábado la jornada más clásica con artista como Jesús Méndez o Mercedes Ruiz. Esto, insistimos, ocurría en 2016.

A partir de ahí, se quedó instalado un formato en el que la juventud tendría una presencia determinada, la mirada al exterior es imperiosa y una la culminación con una última jornada que sirva de broche de oro. Al del Morao lo siguieron nombres como Pedro ‘Niño de la Fragua’, Curro Carrasco (de Navajita Plateá), María Terremoto o, en la última edición, Gema Moneo. En esta ocasión se ha sabido que será Fernando Jiménez el encargado de asumir un puesto nada fácil de gestionar por la responsabilidad que conlleva y la repercusión que provoca tanto en artistas como en medios de comunicación este espectáculo.

Fernando (Jerez, 1988) sigue siendo un bailaor joven, porque la edad en el flamenco es muy relativa. Cada vez lo es menos porque los años no pasan en balde y mientras los minutos del reloj recorren a su antojo la circunferencia del bisel, el descendiente de Tía Anica la Piriñaca y sobrino de José Vargas ‘El Mono’ no ha dejado de recorrer el mundo con sus botas a cuestas. Es muy de Santiago, de ahí, se entiende, que haya sigo el elegido, puesto que esta edición se dedica a este barrio flamenco como el año pasado ocurría con San Miguel.

Inició su carrera siendo un niño, y a los diecisiete años participó en una gira en América (Nuevo México). Entre tablaos y peñas, puede contar un libro. Ha salido en varias ocasiones hasta Japón, lugar donde ha impartido clases y se ha hecho ya con un nombre entre ese segmento de la afición nipona que busca el baile netamente jerezano, con su braceo y su compás.

Entre lo más reciente que ha realizado el bailaor se encuentra los cursos de enseñanza de baile del Festival de Jerez, con el cupo completo, muestra ésta que lo vio triunfar en el año 2021 con su espectáculo ‘Transiciones’. El año antes fue ganador del Premio Revelación del Ciclo ‘De Peña en Peña’, lo que impulsó su llegada a la programación de Sala Compañía en la vigésimo quinta edición de la muestra internacional de baile. Ha compartido escenarios con Pansequito o Aurora Vargas, con Macanita, Juana la del Pipa o Jesús Méndez… es ese bailaor jerezano que todos quieren tener en su espectáculo si se trata de abordar el aire auténtico del flamenco. Estará el 18 de agosto en la Alameda Vieja, donde parece que se celebrará esta LV edición, que en pocas semanas dará a conocer los carteles finales y cuyo contenido iremos abordando en estas páginas.

También se ha sabido que Antonio ‘El Pipa’ será el encargado de cerrar esta edición de la Fiesta, el bailaor que creció bajo el amparo de este festival que se resiste a olvidar esas míticas noches en la Plaza de Toros con un lleno de seis o siete mil personas y con una Paquera de Jerez poniendo el broche con su garganta de pedernal bien entrado el amanecer. Sobre la jornada dedicada a la internacionalidad del flamenco no ha transcendido nada, así como tampoco sobre esa gala que nació el año pasado también a modo de aperitivo en la que se rendía homenaje público a los veteranos del flamenco con ‘Toda una Vida’. Esto solo ha sido un avance.

TE RECOMENDAMOS